«

»

oct 30 2012

¿Que intenta Apple con el iPad mini?

Los rumores se confirmaron y definitivamente Apple presentó una versión reducida de su afamado iPad, a pesar de que Steve Jobs había criticado en varias ocasiones las tablas de 7”, demasiado grandes para ser teléfono y demasiado pequeñas para competir con las posibilidades del iPad de 10”. No voy a discutir si la apreciación de Jobs era acertada o no, me interesa mucho más razonar cuál es el objetivo de este lanzamiento. Para ello hago cuatro preguntas y las respondo a continuación:

  1. ¿Es una reacción al éxito del Kindle Fire HD y de Nexus 7 de Amazon y Google respectivamente? No lo creo, hay tanta diferencia de precio 329 € del iPad frente a 199 € de los otros dos, que no parece que sea una reacción defensiva.
  2. ¿Por qué comprar un iPad mini por 329 cuando puedo comprar un iPad 2 por 399? Nos vamos acercando, ya que si bien el iPad mini no apunta directamente a la competencia del Fire y el Nexus 7,  puede haber consumidores que cuando evalúen las opciones de compra la inclusión de otro escalón haga más atractivo el iPad normal. Es decir, si la decisión está entre gastar 199 y 399, no hay mucho de lo que hablar, pero otra opción de gran calidad por 329 permite a Apple no parecer tan cara y, ya que me gasto 329 ¿por qué no 399? Además permite dar salida al stock de iPad 2.
  3. ¿Intenta Apple canibalizar un producto exitoso con otro producto destinado a ser más exitoso todavía? Sería un ejemplo de innovación disruptiva tal y como el profesor de Harvard Clayton Christensen definió en su libro The innovator’s Dilemma. Hacer cosas muy poco ortodoxas y sorprendentes es parte de este tipo de innovación. Pero  en este caso no creo que pretenda matar al iPad, máxime cuando parece que el margen del mini es menor.
  4. ¿Quiere Apple ampliar la cartera productos  para ganar adeptos? Es la opción que me parece más probable, como ya he comentado en el punto 2, y no deja de ser una reacción a la competencia. Tanto Amazon como Google subvencionan sus tablets fuertemente, tanto para captar cuota de mercado como porque su modelo de negocio está en su ecosistema de aplicaciones, libros y películas. Ante eso Apple amplía su gama de productos para evitar que clientes potenciales se decanten por Android dado que existe bastante fidelidad una vez que se comienza a usar un determinado sistema operativo, Android o iOS. De esta manera, el que usa un iPad mini es muy probable que cuando toque cambiar de teléfono se decante por un iPhone. Una cartera de producto demasiado estrecha puede representar una debilidad en un mercado tan competitivo y dinámico.

Seguramente habrá un poco de las tres opciones, pero lo cierto es que Apple no se duerme en los laureles, tenemos varias pruebas de empresas de éxito que se relajaron y perecieron o están a punto de hacerlo. En cualquier caso, como siempre digo, la competencia siempre nos beneficia a los usuarios.

1 comentario

  1. Eusebio Urbano Lama

    Muy ilustrativo, Jesús.
    Al hacerme esta pregunta yo había llegado a la conclusión de que podia ser un primer paso hacia lo que alguien ha llamado el “dispositivo electrónico personal”.A saber: un aparato sólo para teléfono, cámara, e-book, tablet…..Si se está buscando esto, el tamaño es básico, y un dispositivo que ahora llamamos “mini” pudiera ser “estandar” pronto.
    Muchas gracias.

Deja un comentario